Noticias

08/11/2016 - 11:31 General

Los quirófanos han adquirido un alto grado de tecnificación en estos 5 años y actualmente tienen una capacidad intervencionista de 300 operaciones mensuales, en su mayoría traumatológicas.

El hospital universitario San Rafael de la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios en Granada ha superado la cifra de 10.000 intervenciones en este año, cuando se cumplen 5 desde que pusieran en marcha los dos quirófanos que hoy funcionan a pleno rendimiento.

En el año 2011 comenzó a desarrollar su actividad quirúrgica y durante este primer lustro se ha dotado de la tecnología más puntera así como ha visto ampliado el equipo de profesionales sanitarios que atiende a los pacientes en el proceso operatorio.

Inmaculada Rubio es supervisora de quirófano del hospital San Rafael y explica que “atendemos intervenciones de numerosas especialidades, siendo las más relevantes la traumatología; la cirugía general; la cirugía vascular, con las operaciones de varices;  oftalmología; y dermatología”.

En la actualidad se llevan a cabo 300 cirugías mensuales de media. De ellas, aproximadamente un 40 por ciento son de carácter traumatológico, en su mayoría  colocación de prótesis de rodillas y de cadera; ligamentoplastias;  artroscopias de rodilla y de hombro; intervenciones de cirugía del pie, como hallux valgus (juanetes); y de la mano, como el síndrome del túnel carpiano.

Las de cirugía general equivalen a un 25 por ciento de las intervenciones mensuales, siendo las más habituales las colecistectomías (extirpación de vesícula), hernias y hemorroides. El otro 30 por ciento  estaría repartido entre la cirugía de cataratas, cirugía de varices y dermatológicas.

Durante estos primeros cinco años, la diversificación en las intervenciones así como el aumento de las mismas ha permitido que el equipo sanitario que atiende los quirófanos del hospital San Rafael se componga de una plantilla sólida y multidisciplinar, preparada también para las derivaciones que proceden de su servicio de urgencias 24 horas.

Al factor humano, de especial relieve y lo mejor puntuado en San Rafael, por la filosofía hospitalaria de la institución y la calidez de los sanitarios para con el paciente, se le une el alto grado de tecnificación y solvencia tecnológica alcanzado en las instalaciones, que ha recibido otra de las puntuaciones más altas en las últimas encuestas de satisfacción realizadas telefónicamente a personas que han pasado por ellas, un 4.92 sobre 5.

La ampliación paulatina de derivaciones que la administración pública ha ido haciendo ha ido en consonancia con la dotación tecnológica y profesional de los quirófanos, ya que “en el hospital entendemos que el aumento de servicios y las mejoras que facilitemos a los pacientes tienen que venir necesariamente acompañadas de ampliaciones y mejoras también a nivel técnico y a nivel profesional”, explica la supervisora del área quirúrgica.