Calidad

Madrid por el medio ambiente, hacia la excelencia asistencial

En junio se celebra siempre el Día Mundial del Medio Ambiente, pero durante todo el año, la Clínica Nuestra Señora de La Paz, el Centro San Juan de Dios de Ciempozuelos (CSJD) y el Centro Especial de Empleo (CEE) de Ciempozuelos ponen de manifiesto las diferentes efemérides que tienen que ver con este tema para recordar las acciones que desde sus instalaciones se están llevando a cabo por contribuir a la sostenibilidad del planeta.

Raquel Lozano Parra

 

La Orden Hospitalaria de San Juan de Dios, ya en su Carta de Identidad, destaca que “la protección de la integridad de la creación está latente en el creciente interés por el medioambiente”, y como señalan los centros madrileños en su código ético, “en este afán de evolución hacia la excelencia asistencial, la Dirección del centro entiende el medio ambiente como un principio esencial en la actuación de nuestra actividad, por ello ha decidido impulsar la implantación de un Sistema de Gestión Ambiental que asegure la protección del medio ambiente”.

 

El director de administración y servicios generales, responsable del área de medio ambiente del Centro San Juan de Dios y de la Clínica Nuestra Señora de La Paz, Alejandro Santos, explica que debido al tamaño de estos centros la variedad y cantidad de residuos es elevada, pero tras un arduo y constante trabajo se ha conseguido reducir el número de gestores permitiendo una gestión integral de residuos más eficiente. También se ha encontrado una dificultad añadida en el día a día y ésta tiene que ver con la concienciación por parte de los trabajadores. “La sensibilización ambiental en el centro es uno de los retos que se deben asumir y en el cual estamos trabajando”, señala.

  

CENTRO SAN JUAN DE DIOS DE CIEMPOZUELOS

 

El Centro San Juan de Dios de Ciempozuelos, creado en 1976, dispone de 184.747 metros cuadrados de finca. A pesar de sus dimensiones, en la actualidad, es de los pocos centros sanitarios que dispone de dos certificados relacionados con el medioambiente, el reglamento EMAS y el certificado ISO 14001.

 

Se han sustituido los fluorescentes convencionales por alumbrado LED y se han cambiado todas las ventanas de aluminio por otras que mejoran en gran medida el aislamiento de los edificios. En la piscina se ha instalado un clorador salino, lo que permite disminuir el consumo de productos químicos y reduce con ello el impacto ambiental debido a su uso. Además, se está trabajando en la sustitución de productos de limpieza por otros de etiqueta ecológica de menor impacto ambiental.

En el centro se utiliza papel de 70 gramos que dispone de etiqueta ecológica, al igual que todo el utilizado en la imprenta. También se le ha dotado de compactador de papel y cartón para la mejora de su gestión.

En sus instalaciones se dispone de vivero propio, un recurso fundamental para contribuir a la flora de los espacios y que todo el centro disponga de plantas y amplios jardines.

 

CLÍNICA NUESTRA SEÑORA DE LA PAZ

 

En los últimos años, la clínica ha adoptado una serie de medidas que han contribuido a una reducción del impacto ambiental de su actividad, entre ellas, la sustitución de toda la antigua iluminación por LED, instalación de detectores de presencia, grifos temporizados con rociadores, instalación de secamanos eléctricos.

 

Desde 2017 se ha automatizado la climatización y se facilita toda la documentación en formato electrónico para concienciar así de la importancia de reducir la impresión en papel.

 

Todo esto se ha reforzado con diversas campañas y comunicaciones, instando al reciclaje de material, tanto por parte del personal como de los residentes, como se hace en los talleres de terapia ocupacional. El trabajo de concienciación que los colaboradores realizan con los usuarios de la clínica repercute de forma positiva en todo el centro.

 

 

CENTRO ESPECIAL DE EMPLEO SAN JUAN DE DIOS CIEMPOZUELOS

 

Creado en 2012, es el centro más joven y, dada su ubicación dentro del recinto del Centro San Juan de Dios de Ciempozuelos, el CEE trabaja de manera coordinada y continua en temas relativos a medioambiente, siendo miembros de la comisión de medioambiente del CSJD.

 

Desde el inicio de la actividad, se ha instalado maquinaria eficiente tanto en el consumo de agua como de electricidad. Como ejemplo, este año se han sustituido dos lavadoras, con lo que se mantiene el compromiso con la eficiencia energética. A comienzos del año, la gran mayoría de los productos utilizados en la lavandería industrial disponen de la etiqueta ecológica Ecolabel.

 

Como administrador del Centro Especial de Empleo, Germán Moreno O.H destaca el nuevo proyecto de sustitución de bolsas de plástico por otras de poliéster reutilizables (hasta 500 usos). “El objetivo es conseguir una lavandería más sostenible y respetuosa con el medioambiente, por ello nuestro compromiso queda reflejado en la consecución del certificado ISO14001”, indica.