Reportaje

La Orden en Granada proyecta su futuro con la mirada puesta en sus orígenes

El gerente de los centros de Granada, José Luis Castellar, explica el proceso de restauración del originario Hospital San Juan de Dios, construido por el fundador de la Orden en 1553

La Orden Hospitalaria de San Juan de Dios trabaja en Granada en multitud de proyectos con el objetivo de ahondar en los orígenes de la Institución para reivindicar esta sede como cuna de la Orden Hospitalaria San Juan de Dios y los valores de hospitalidad y carisma que la caracterizan.

Rocío Arredondo

La puesta en marcha del proyecto de restauración del primitivo Hospital de San Juan de Dios va a suponer un antes y un después en la vinculación de la figura de San Juan de Dios a la idiosincrasia de la ciudad y su historia. “Gracias a la cesión que la Diputación de Granada realizó a la Orden en 2007 y 2015 posteriormente, tenemos la gran responsabilidad de contar hoy en día en Granada con el Hospital San Juan de Dios. Hasta el día de hoy se han realizado numerosas actuaciones para asegurar el mantenimiento del Hospital, así como la restauración del tercer patio”, explica José Luis Castellar.  En 2019 se iniciará la restauración del Hospital San Juan de Dios en su totalidad, comenzando con la restauración de la primera crujía del Hospital, ya que el centro depende de las autorizaciones necesarias y de llegar a un acuerdo con la Diputación de Granada. “Nuestro objetivo es iniciar el estudio de catas antes del verano”, afirma el gerente.

La responsabilidad de la Orden en Granada está suponiendo un gran reto que su gerente está afrontando con ilusión por dos elementos comunes en todas las áreas del proyecto: la profesionalidad y la calidez humana tanto desde el Hospital San Rafael, como hospital médico-quirúrgico, como en el resto de centros especializados en su labor asistencial. “En el caso del Hospital San Rafael, destaca la amplia experiencia de nuestros profesionales en cuidados paliativos pero, además, contamos con la única unidad de ventilación mecánica de Andalucía oriental, un área de rehabilitación con una gran reputación y un Centro de Atención Infantil Temprana consolidado a nivel andaluz”. 

Además, en Granada la Orden dispone de otros centros referentes de hospitalidad y carisma en la ciudad: “Tenemos la suerte de poder ayudar y servir a los granadinos en muchos aspectos. Contamos con el Colegio de Educación Especial San Rafael, que es especialmente querido por aquí por su labor incansable con los pequeños y, desde 2014, con el Hogar de San Juan de Dios. Este centro atiende las necesidades de adultos con discapacidad física e intelectual a través de la unidad de día y el centro de taller ocupacional y con unas instalaciones para una Residencia de adultos gravemente afectados que esperamos tener activa en los próximos años.”  Otro recurso para la atención a los mayores es la Residencia de San Juan de Dios, abierta desde 1977, reformada recientemente. “Y no podemos olvidar la suerte que tenemos al contar con el mayor patrimonio histórico y cultural de la Orden, el Hospital de San Juan de Dios, la Basílica de San Juan de Dios y el Archivo-Museo Casa de los Pisa”, explica Castellar.

La proyección de la Orden en Granada

Por ello, la Orden en Granada está poniendo en valor el origen de la Institución y sus valores como base para un impulso de futuro: “Como dice la Carta de Identidad de la Orden es necesario proyectar el futuro desde el presente, teniendo en cuenta todo lo positivo del pasado. Y es precisamente lo que estamos haciendo: crear nuestro futuro definiendo un Plan Estratégico a cuatro años, donde tenga cabida todo el personal de nuestros centros en Granada, ya que es crucial aprovechar nuestro conocimiento y experiencia adquirida durante tantos años”. Un plan que ya se está traduciendo en la materialización: “Las premisas de nuestro Plan de Gestión Anual son potenciar aquellas áreas que han sido, son y deben ser referencia de nuestros centros e impulsar aquellas áreas que pueden tener un mayor potencial de crecimiento en el futuro”.

Esta planificación de futuro se está traduciendo en nuevas líneas de actuación que reforzarán las principales áreas de actividad de la Orden en Granada: “Respecto al Hospital San Rafael, crearemos la unidad de hospitalización domiciliaria, la unidad de cuidados paliativos y la unidad de larga estancia. Además, reformaremos nuestras instalaciones de rehabilitación para mejorar el servicio que estamos ofreciendo y convertirnos en el centro de rehabilitación de referencia en la ciudad. También, el Centro de Atención Infantil Temprana San Rafael -que actualmente cuenta con dieciséis consultas en el Hospital San Juan de Dios-, lo trasladaremos al Hospital San Rafael, al edificio Pasarela. Un edificio con identidad propia y con capacidad para veinte consultas, una sala de psicomotricidad y una sala de integración sensorial. Nuestro objetivo es que, además de ser un centro muy valorado por sus tratamientos, podamos llegar a ser referente de investigación y formación en esta área. En cuanto al Hogar San Juan de Dios y al Colegio de Educación Especial, tenemos planteados proyectos de mejora para el año que viene, aunque en este año iremos avanzando”.