Vida de Hermanos

José Cárdenas Zafra O.H.: “Un misionero tiene que estar allí donde la gente necesite ayuda”

Cambió la carrera de mecánico de aviación en el ejército por la vida religiosa y la atención sanitaria, lo que le llevó a ser misionero durante 21 años en África. El Hermano José Cárdenas Zafra tiene una facilidad asombrosa para adaptarse a su entorno, y durante su trayectoria en la Orden Hospitalaria de  San Juan de Dios ha tocado prácticamente todos los campos, desde la asistencia a personas mayores hasta la salud mental. Ahora es el superior del Hospital de Bormujos, que él mismo ayudó a poner en funcionamiento. Antes de regresar a este centro, pasó por Granada, Jerez, Málaga y Las Palmas de Gran Canaria, entre otros.

Javier Tomás

A pesar de estar en un cargo de responsabilidad, José Cárdenas O.H. destaca la humildad y las ganas de trabajar. “Nunca he pretendido nada aparte de trabajar por los enfermos y por las personas con menos recursos allí donde Dios y mis superiores han creído necesario”, explica.

Recuerda con especial cariño su época en Las Palmas de Gran Canaria, donde se encontraba realizando un proyecto dedicado a las discapacidades físicas. “Se realiza una gran labor humana y se trabaja muy bien en San Juan de Dios, que está muy integrado en la vida isleña”, dice el hermano José Cárdenas.

Fue una sorpresa para él cuando lo nombraron consejero provincial y tuvo que volver al Hospital de Bormujos. Sin embargo, comenta que es una satisfacción volver a casa después de haber vivido tantas experiencias y haber ayudado a tanta gente. “Le tengo mucho cariño a este hospital, ya que lo vi nacer y crecer. Además, fue mi primer destino después de volver de África”, comenta el hermano.

La tarea principal como consejero provincial consiste en asistir a reuniones, tomar decisiones sobre la administración, acudir a los centros y ayudar en la vida diaria y en la formación de los hermanos. No obstante, a José Cárdenas O.H. le gusta encontrar un hueco para las tareas diarias del hospital: “Ser consejero provincial lo llevo con mucha naturalidad, es más, a veces se me olvida que lo soy”.

El reto más importante a día de hoy es el proceso de unificación de las tres provincias – Aragón, Bética y Castilla - en un único ente jurídico y administrativo. “Este es el objetivo principal e intentaremos conseguirlo para 2020, ya que será lo mejor para la Orden y para los enfermos”, explica José Cárdenas O.H. Por el momento, se ha creado un equipo formado por el Delegado del General, dos Hermanos como Consejeros del Delegado y los tres Provinciales de España para tomar las decisiones oportunas, coordinar y animar el proceso de unificación de las tres Provincias en una Provincia única que se decidirá en un Capítulo extraordinario en 2020.

El proyecto San Juan de Dios España ocupa ahora a la Orden Hospitalaria, que se encuentra inmersa en pleno proceso para la consolidación de este proyecto. Si las distintas sedes y centros trabajan como una unidad, “la Orden se fortalecerá”. 

21 años de misionero en África

En 1973, con 21 años, José Cárdenas Zafra O.H. contactó con el centro de Ciempozuelos, movido por su interés hacia la vida religiosa, lo que le llevó a dejar su puesto de mecánico de aviones en el ejército para realizar el noviciado y estudiar ATS y Teología. Adquirió experiencia médica en Córdoba y se fue a Irlanda a aprender inglés. Ya estaba listo para su primera experiencia de misionero y en 1980, sus superiores lo mandaron al centro de la Orden en Nguti, Camerún, hasta 1995. En Lunsar, Sierra Leona, le tocó vivir el horror de la guerra de cerca, así como el secuestro de misioneros, del que pudo escapar por poco. Tras varias salidas y retornos del país, finalmente, en 2001, regresó a España permanentemente: “Un misionero tiene que estar allí donde la gente necesite ayuda”.

  • Nace el 25 de junio de 1952 en Montilla, Córdoba
  • Estudia Primaria y Formación Profesional en Montilla.
  • A los 18 años se presenta como voluntario en el Ejército del Aire, en la Escuela de la Base Aérea de León, para hacer la Instrucción Técnica Especial como mecánico de mantenimiento de vuelo.
  • En 1973 contacta con la Orden Hospitalaria e inicia la carrera de ATS y dos años de Teología de la vida religiosa.
  • En 1980 los Superiores lo destinan a Nguti, en Camerún, donde pasa 15 años.
  • En 1995 se traslada a Lunsar, Sierra Leona, donde permanece por una estancia de seis años.
  • En 2001 se toma un año sabático y se instala definitivamente en España.
  • En el Hospital de Bormujos estuvo 5 años y después otros tantos en Jerez de la Frontera, Málaga y Las Palmas de Gran Canaria.
  • En 2018 es elegido cuarto consejero provincial y superior del Hospital de Bormujos.